3.es.60 ¿Censura?

3.es.59 No animal tested

3.es.58 Jugando al escondite

Hay algo insoportablemente pueril en esa imagen de un presidente del gobierno que da saltos en la tribuna de un campo de fútbol, contemplando el partido de su selección, cuando su país acaba de recibir un préstamo de 100.000 millones de euros para evitar un más que probable corralito bancario. Todo ese dinero tendrá que tapar los boquetes de un sistema financiero que ha sido saqueado por una camarilla en la que participaban partidos políticos, empresarios, sindicatos y financieros, empezando por el propio partido de ese presidente del gobierno que parece muy feliz de que su selección empate con Italia. En la historia de nuestro país será difícil encontrar un caso semejante de desvergüenza, estupidez y codicia trabajando juntas para llevarnos al desastre colectivo, pero esto no parece preocuparle al presidente del gobierno que grita de alegría en un campo de fútbol de Gdansk, esa ciudad que los alemanes llamaban Danzig y que fue la causa inmediata de la Segunda Guerra Mundial. Él sigue tan tranquilo y feliz, igual que su gobierno, igual que sus ministros, muchos de los cuales podrían ser sustituidos por un robot japonés sin que se notase diferencia alguna con sus prestaciones actuales.

No sé si podemos hacernos muchas ilusiones con respecto a ese rescate de la banca. Muchas de esas cajas de ahorros han estafado a sus clientes con el engaño de las participaciones preferentes y la promesa de los beneficios distribuibles, y aun así van a beneficiarse de una gran inyección de capital procedente de fondos europeos, pero de momento nadie les ha pedido a sus gestores que devuelvan ese dinero o al menos den alguna explicación a la gente que ha sido estafada. Otras cajas y bancos han invertido de forma delirante en operaciones inmobiliarias que ni siguiera un chimpancé borracho habría sido capaz de emprender, mientras que otras se han dedicado a conceder a sus gestores unos sueldos dignos del sultán de Brunei, pero nadie ha pedido a los gestores de esas cajas y bancos que pidan disculpas, o que al menos expliquen por qué hicieron lo que hicieron.

Porque ahora llega lo mejor de todo: ni desde el gobierno ni desde la oposición se ha exigido que una comisión parlamentaria investigue todo lo que ha pasado. Es evidente que este rescate no nos va a salir gratis, sino todo lo contrario, y cada uno de nosotros tendrá que pagar mucho más de lo que ya paga para devolver los intereses de ese préstamo (y seguro que tendremos que pagar ese rescate de mil formas diferentes). En un caso así, lo mínimo que se podría hacer es averiguar qué ha pasado y quiénes han sido los responsables, y al menos obligarles a dar una explicación. Puede que su conducta fuera legal —yo tengo mis dudas—, pero desde luego fue bochornosa. Y alguien tendría que dar la cara.

Pero me temo que eso va a ser difícil. Llevo mucho tiempo diciendo —y siento repetirme— que el principal problema de nuestra sociedad es que ha desaparecido por completo la idea de responsabilidad individual. Un día, hacia 1992, coincidiendo con la Expo de Sevilla y las Olimpiadas de Barcelona —y coincidiendo con el momento en que nos creímos los reyes del mambo de toda Europa— esa idea desapareció por completo de nuestro mapa moral. Escribo “mapa moral”, pero ese concepto también se evaporó por completo. Y así, ningún cargo público y ningún personaje importante de nuestra sociedad volvió a referirse a la responsabilidad o a la moral. Habíamos entrado en la Era de la Felicidad Irrenunciable y Garantizada por el Estado, así que debíamos olvidarnos para siempre de esos dos conceptos tan molestos. Y así hemos llegado hasta hoy, cuando el presidente del gobierno levanta los brazos, exultante de júbilo, en una tribuna de fútbol, justo cuando su país acaba de acogerse al rescate financiero más gigantesco de la historia de Europa.

Eduardo Jordá: Jugando al escondite (Diario de Mallorca, 12 junio 2012)

1. Significado de las palabras en negrita
2. Resumen del artículo
3. ¿A qué se refiere el título?
4. ¿A qué hechos se refiere el artículo?

3.es.57 ¿Te gusta la sintaxis?

3.es.56 Hoygan

Faltas de ortografía: involución

Ejercicios:
1. Significado de involución, hacérselo mirar, cibernético, máster, tribu urbana, metástasis, a degüello, spamer, halagar, polifacético
2. Define: idioma SMS, idioma cani, idioma foros, idioma hoygan

3.es.55 SIntaxis

1. Análisis sintáctico:
Hemos encontrado la solución al problema.
Salieron los soldados del campamento.
Ha sido médico en este hospital.
Volverán las oscuras golondrinas.
Desconectaron el aparato los técnicos de sonido.
No han vuelto.
Descubriremos allí el tesoro.
Tú no te has estudiado el examen.
Ellos no lo conocen.
El piso de Juan es muy luminoso.
No encontré rosas para mi madre.
En las caravanas de carretera corren siempre más los coches de la fila de al lado.
En esa casa hay un escape de gas.
En agosto hace mucho calor en Cáceres.
Los alumnos abandonaron el aula rápidamente.
Ha habido acuerdo tras la sesión parlamentaria de hoy.
Aquí no graniza casi nunca en invierno.
No consiguieron llegar a la cumbre.
A mi hermano le gustan los libros
Le mandaron flores a la doctora
A nosotros nos gustan los deportes
No hagas caso a personas así
¿A quién has pedido los disquetes?
No cuentes esto a nadie
Os dieron buenas noticias
La conferencia fue impartida por el catedrático.
El agua fue cortada por el Ayuntamiento.
La niña había sido arañada por el gato negro.
Fueron detenidos por unos soldados.
Será llevado a iuicio por sus herederos.
Hubo varios accidentes por el tráfico.

2. ¿Son correctas estas oraciones?:
La he pedido dos entradas
La admiro profundamente
Llevo llamándola toda la noche
Las hemos regalado una planta
La escribí una felicitación por su nombramiento

3.es.54 Pan y circo

1

Evolución de algunas partidas entre los Presupuestos Generales del Estado del año 2011 y el Proyecto para 2012 (Nada es gratis):

(CSD: Consejo Superior de Deportes)


2

The New York Times, uno de los periódicos más prestigiosos de los EEUU, dedicaba un artículo hace dos años al intento del Gobierno de utilizar políticamente un posible éxito de la selección española en el Mundial para eclipsar las penurias económicas del país, al que se atribuye “una montaña de déficit y un desempleo que ha crecido al 20%”.
El artículo empieza recordando que ya en la antigua Roma, los emperadores usaban la estrategia del “pan y circo” para mantener a la población contenta, y distraerla de preocupaciones de tipo político. Como ejemplo de ello, el rotativo menciona el hecho de que la presentación de la polémica reforma laboral, prevista para el día 16, coincidirá en día y hora con el partido de estreno de la selección española en el Mundial contra Suiza.
Según el ‘Times’, éste es un viejo hábito en España, que arranca durante la dictadura franquista, que “convirtió al Real Madrid en el equipo oficial del régimen, beneficiándose de su éxito tanto a nivel doméstico como internacional durante el largo periodo de aislamiento diplomático de España”. Además, recuerda como la organización del Europeo del 1962, en el que la selección española venció a la URSS fue descrito como una “victoria sobre el comunismo”.
(El Mundo, 8 junio 2010)


3

Los periódicos llevan hablando con auténtica alarma de la huelga de guionistas que comenzó el lunes pasado en EE UU. Se refieren a ella como si fuera a provocar la falta de un producto esencial para la vida cotidiana. Algunos, para explicar su magnitud, recuerdan la de 1988, que duró 22 semanas y costó a la industria norteamericana 350 millones de euros. La actual podría duplicar esa cifra. Pero los números siempre esconden, o disimulan, un pánico moral. ¿Qué ocurriría si esa panda de locos -los guionistas- se pasaran un año sin inventar historias? ¿En qué nos afectaría a usted y a mí? ¿Será verdad que esta gente, al urdir los argumentos de las series de televisión, escribe también, sin que seamos conscientes de ello, el argumento de nuestra vida?
¿Es imaginable un mundo sin ficción? Definitivamente, no. Somos tan hijos de la carne y de la sangre como de las caperucitas rojas, de las blancanieves, de las madrastras, de los pulgarcitos, de los gatos con botas, pero también de las madames bovarys y de las anas ozores y de los raskolnikofs y de los batlebys, por no hablar de los soprano y de los fraziers, de los seinfelds, o de los doctores houses. Desde que el mundo el mundo, mientras unos amasan el pan que comemos por la mañana, otros urden las historias que devoramos por la noche. Estamos hechos de pan y de novelas. El problema no son, pues, los millones de euros que podría perder la industria, sino las disfunciones que en el cuerpo social provocaría un desplome brusco de la ficción. Imaginen un mundo sin cine, sin novelas, sin cómics, si series de televisión, sin culebrones; sólo realidad a palo seco, o sucedáneos de las fábulas como los que nos sirven los políticos. Ese señor tan raro que se acuesta cuando usted se levanta es guionista. Un respeto.
(Juan José Millás: Pan y circo, 2007)


Ejercicios (en el cuaderno; corrección: martes, 15)
1. Significado de las palabras y frases en negrita
2. Resumen en una línea del artículo de Juan José Millás
3. Interpretación de la gráfica que compara los presupuestos de 2011 y 2012
4. ¿A qué huelga se refiere el texto 3? ¿Por qué se convocó?
4. ¿Qué noticia o dato estadístico actual demuestra que funciona la fórmula pan y circo, viendo estas imágenes recientes?: